La salud es lo primero

publicado el 20/07/2012 a las 00:00 , por INDUSTRIALL GLOBAL UNION .

Brasil: Acuerdo del Sindicato de las Costureras de Sao Paulo obliga empresas a proporcionar sillas ergonómicas

El acuerdo que se introduce en el acuerdo colectivo incluye la obligación de siete mil empresas en São Paulo en la provisión de una silla ergonómica a los/as trabajadores/as del sector.

El 27 de junio el Sindicato de las Costureras de Sao Paulo y Osasco, afiliado a IndustriALL Global Union, celebró un acuerdo histórico. Se trata de una cláusula para ser incluida en la Convención Colectiva de Trabajo de la Categoría donde las empresas tienen que proporcionar a sus trabajadores sillas ergonómicas de acuerdo con el informe solicitado por CONACCOVET (Confederación Nacional de Trabajadores de los sectores textil, ropa, cuero y calzado) y elaborado por FUNDACENTRO / SP a través del ergonomista Ricardo Costa Serrano.

Este logro es el resultado de más de dos años de lucha y muchas reuniones para llegar a un consenso. El sindicato ha centrado en sus convenciones aspectos importantes para sus representados y la silla ergonómica ha sido uno de ellos, porque está comprobado que una estación de trabajo ergonómicamente correcta contribuye para no enfermar al trabajador (a). Siempre consciente e informando de los beneficios para los trabajadores (as) el Sindicato de las Costureras de São Paulo y Osasco creó un comité para abordar las cuestiones de Salud, Seguridad y Medio Ambiente en el trabajo que tiene como miembros a Milene Rodrigues, Elías Ferreira, José Antonio S. Rodrigues da Costa y Ricardo Serrano.

Con esta nueva cláusula en la Convención, los trabajadores tienen un arma importante para combatir los trastornos musculoesqueléticos -síndrome clínico que afecta el sistema músculo-esquelético, en general, que se caracteriza por la aparición de ersos síntomas como el dolor crónico, parestesia, fatiga, que se manifiesta principalmente en el cuello, cintura escapular y / o extremidades superiores. Estos síntomas aparecen como consecuencia de las relaciones y la organización del trabajo, donde las actividades se realizan con movimientos repetitivos, postura incorrecta, el trabajo muscular estática y otras condiciones inadecuadas-.

Con este hito, el Sindicato de Costureras de São Paulo y Osasco convertido en el primer sindicato del sector en Brasil en insertar en la cláusula de negociación colectiva el trabajo obligatorio que se ocupa de los trabajadores en el tema de la ergonomía. El acuerdo incluye la obligación de siete mil empresas en São Paulo en la provisión de una silla ergonómica que cumpla con el laudo FUNDACENTRO / SP para sus empleados (as).

"No importa el tamaño de la empresa ni la nacionalidad de sus empleados, el sindicato luchó y ganó el beneficio de los 80.000 trabajadores representados por él. Fue una lucha ardua que valió la pena”, destacó Elías Ferreira del Sindicato de las Costureras.

Fuente: Rebanadas de Realidad

VOLVER ARRIBA

SITEMAP